El concepto de Growth Hacking fue utilizado por primera vez por Sean Ellis en el año 2010. El motivo que impulsó a Sean a usar este nuevo concepto fue que él consideró necesario diferenciar a un comercializador tradicional de un “Growth Hacker”.

Sean Ellis, considera que lo que una startup necesita en sus inicios es un miembro que asegure crecimiento.

El Growth hacking es una forma de analizar, buscar métodos y sistemas para hacer crecer una empresa en un mercado con el mínimo gasto de recursos posibles.

 

¿Cuál es la función de los growth hackers?

Se encargan de redefinir los productos/servicios y su distribución para conseguir que lleguen al máximo número de personas posibles.

Su especialidad es el crecimiento de startups, en base al análisis de un producto, además, redefinen todas las características del mismo que puedan generar crecimiento y lo distribuyen con canales y acciones que consiguen un alto número de leads con muy poco presupuesto.

Gran número de startups crecen a un ritmo imparable, es por ello que cada vez se vuelve más necesario este perfil.

Los Growth Hackers son los profesionales ideales para las pequeñas empresas tecnológicas que apenas inician y carecen de recursos para realizar costosas campañas de marketing.

 

Características del growth hacker:

Analítico: Debe saber analizar inteligentemente las cifras, debe manejar métricas y estar consciente de que pueden existir reacciones inesperadas y que probablemente haya acciones que funcionen o fallen.

Creativo: En ocasiones cuando hay creatividad no se requiere mucho presupuesto para hacer cosas grandes.  Además, su curiosidad lo lleva a buscar fórmulas de crecimiento innovadoras.

Multidisciplinario: Debe saber un poco de diferentes temas para que de esta forma pueda elaborar y proponer mejores técnicas de crecimiento en distintas áreas.

 

Contenido que te ayudará a complementar esta información:


Ideas para implementar
Growth Hacking en tu empresa

 

Please follow and like us: